Sin categoría

Menos Juntas y jueces y más cultura democrática.

Mientras escucho por la radio como un enfermo de un cáncer neuroendocrino, ha presentado por dos veces, acompañado de los correspondientes informes médicos y las certificaciones que se piden, las alegaciones y solicitudes para evitar la obligación de asistir como componente de una mesa electoral, noto como una mala leche ascendente me invade y me corroe por dentro.
Este pobre hombre, con un aplomo y dignidad que admira, explica que vive prácticamente abrazado a la taza del water. Diarrea constante, crónica, invalidante. Y esta es solo una del rosario de inconvenientes con los que tiene que cargar a diario, a consecuencia de su enfermedad

—Porto mesos, pràcticament des que va començar això, que no puc abraçar a la meva filla, ni jugar amb ella ni tampoc estimar a la meva dona. Tinc la sort de poder teletreballar encara que no sigui la situació ideal per a desenvolupar les meves comeses laborals.

(Llevo meses, prácticamente desde que empezó esto, que no puedo abrazar a mi hija, ni jugar con ella ni tampoco amar a mi mujer. Tengo la suerte de poder teletrabajar aunque no sea la situación ideal para desarrollar mis cometidos laborales.)

Es solo uno, de los miles de casos de personas solicitando excedencia de la responsabilidad. Y la Junta Electoral otorgándose el derecho de estar por encima de los derechos más elementales de un ciudadano, como es el derecho de proteger su salud. ¿A dónde hemos llegado? Y no es solo el que comento. Casos parecidos y que rayan la extravagancia, donde un tribunal impone en un “estado de derecho” que solo lo es cuando a algún político le conviene invocarlo. Catalunya no quería votar el 14 de febrero. Y veremos situaciones horripilantes. Los únicos que querían votar son esos desgraciados que se atribuyen la heroicidad de los salvadores de patrias. Conservadores de mierda disfrazados de progresistas que solo son capaces de un cambio: el cojín de la poltrona, que de tanto tiempo, ya no tiene fuelle y es incómodo. Pero…¿dejar la poltrona? —Ni llena de clavos.

Dejemos este desgraciado tópico y vamos a cosas más mundanas y menos palaciegas.
Como podéis ver, he optado por una plantilla muy tradicional, muy al modo “blogger” Me gusta especialmente porque además de solucionar los problemas de enlaces que daba la anterior, ésta NO le da excesiva importancia a la fotografía que encabeza (a modo ornamental) cada una de las entradas. Eso me permitirá ser creativo y fabricar imágenes abstractas o conceptuales que guarden una relación con la categoría (clasificación) del tema que contiene cada entrada. No siempre; en ocasiones simplemente, servirá de cabecera la misma imagen que pueda haber en el contenido. Otro modo más de divertimento y ejercicio neuronal para mi cada vez más gastada materia gris.

foto: El Periódico de Catalunya 


8 comentarios en “Menos Juntas y jueces y más cultura democrática.”

  1. Unas elecciones que nunca se debieron permitir. No creo que la democracia se resintiera se se aplazasen.
    Bastante más peligroso para la democracia es la no renovación del poder judicial, pendiente desde 2.018 y la del Tribunal Constitucional y ahí siguen aferrándose a sus sillones, hasta que “lo de ese Señor del que me habla” y problemas aledaños ,se solucionen favorablemente.

    Me gusta

  2. No debería haber conflicto entre un problema humano y un problema electoral. Parece que los políticos , del entramado nacional y autonómico, se creen imprescindibles y con urgencias. Unos y otros, por separado o juntos, tienen la mirada puesta en el sillón y venden que lo que buscan es el bien de los ciudadanos. Han cambiado algunos cromos, por puro interés, y se olvidan de la pandemia, de sus propias palabras y de sus propias ordenanzas.
    No es de extrañar que muchos ciudadanos, como tú, se reboten.
    Un saludo y .. .suerte a los” valentines”.

    Me gusta

    1. No debería haber conflicto entre un problema humano y un problema electoral.
      Pues, esto es algo que deberían saber, esos señores puestos a dedo desde el gobierno central y que hacen y deshacen como les da la gana. En realidad los catalanes, aún estamos bajo un 155 encubierto y disfrazado.

      Me gusta

  3. Me llama la atención (y me alegra saberlo) que Cataluya no era partidaria de votar el día 14, si te soy sincera es algo que me chirriaba, y no llegaba a entender. Me parece tan insensato en estos momentos.
    He leído varios casos de personas que solicitan no estar en mesas electorales, y me parece tan increíble que obliguen a nadie estar en estas situaciones en una mesa electoral, pero está claro que por encima de las personas están los intereses políticos de esa jauría que se llaman a sí mismos políticos y salvadores de Catalunya.
    Veo que has conseguido lo que te proponías con el Blog, me alegro.
    Un beso!

    Me gusta

    1. Catalunya siente la presión de estar con presidentes que no han sido votados con la normalidad que siempre es esperable y deseable. Esa urgencia hizo que se convocaran estas elecciones, para este dichoso dia 14-F. Luego los partidos vieron la necedad de la fecha, por la pandemia y quisieron posponerlo, pero una vez mas esa Junta Electoral, impuso sus normativas y no permitió el aplazamiento. Así han sido las cosas, Carmela.

      Me gusta

  4. Espero tener más suerte hoy y poder dejar un comentario, pues últimamente se me resisten.
    Estamos en manos de funcionarios, burócratas, de la política y de la justicia. Al nque nos vayamos a la M, no soltarán la poltrona.

    Me gusta

Tu opinión importa:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s